Hipertrofiar: haz que sea necesario para tu cuerpo.

En este momento estás viendo Hipertrofiar: haz que sea necesario para tu cuerpo.

Al hablar de hipertrofiar, muchos preguntan: Para producir más masa muscular, para hipertrofiar ¿Cómo tengo que comer? ¿Cómo tiene que ser la rutina que sirve? ¿Cómo hay que descansar? ¿Cómo saber qué suplemento me va a hacer el milagrito? ¿Cómo elijo los días de entrenamiento? Y así sucesivamente. Pero el problema es que tu cuerpo no produce tejido muscular nuevo por cómo haces las cosas, sino PARA algo que necesite.
El tejido muscular eleva el consumo energético basal. Es decir, que por el mero hecho de estar ahí, gasta más energía en forma de calorías. Qué bien ¿No? Pero para tu cuerpo, diseñado para sobrevivir, eso es un lujo caro de mantener. El cuerpo humano se adaptó en la prehistoria a vivir largos días sin alimentos, porque vivían de algo tan casual como cazar. Por eso, demasiado tejido muscular le sale poco rentable.

Por eso tu cuerpo, para desarrollar músculo, tiene que saber PARA qué lo hace. Ese PARA es el entrenamiento con cargas. Si tu cuerpo cada día enfrenta un entrenamiento que realmente sufre para completar, se pondrá en disposición de crear tejido muscular: PARA hacer frente a ese desafío.
El problema es que muchas personas comen (pocas con una estrategia alimentaria) y gastan dinero en suplementos pero en pocas vemos resultados a nivel de masa muscular ¿Por qué? Porque no entrenan suficientemente intenso (pesado) duro y con progresión.

Si tu entrenamiento no supera tus umbrales, tu musculatura no va a crecer, porque ya tiene suficiente PARA enfrentar lo que le pides. Sube un peldaño el nivel. Haz una repetición más, descansa menos entre series, mete un kilo más a la barra, usa la siguiente mancuerna… Pon al cuerpo ante un verdadero desafío PARA que tener más masa muscular sea una necesidad.